Barranquismo

Descenso de barrancos

El barranquismo, canyoning o descenso de barrancos es un deporte salvaje en la naturaleza relacionado con la espeleología, senderismo, escalada y alpinismo por un lado, y con los deportes acuáticos por el otro. 

Consiste en progresar en el lecho de arroyos y barrancos con caudal variante, en secciones donde fluye el agua a través de estrechas gargantas o barrancos con cascadas de diferentes alturas.

Se realiza principalmente a pie, pero también mediante natación o mediante técnicas de progresión de cuerdas, como en particular el rápel, saltos a pozas cristalinas, toboganes naturales, destrepes… 

La dificultad de los barrancos se mide según su verticalidad (V) y su carácter acuático (A) y a cada uno se le asigna un valor del 1 al 7:

1 (Muy fácil)
2 (Fácil)
3 (Poco difícil)
4 (Bastante difícil)
5 (Difícil)
6 (Muy difícil)
7 (Extremadamente difícil)

Además, le acompaña otro factor en números romanos del I al VI, según su compromiso y envergadura.

Aunque debemos saber que una valoración dada a un barranco, siempre es variable dependiendo del caudal de agua que lleve en ese momento y el número de personas a desarrollar el descenso.

Auténtica simbiosis con la belleza del entorno.

¡Adrenalina y mucha mucha diversión asegurada! 

¡Supérate y vívelo!


NUESTRAS ACTIVIDADES:

RÍO VERDE (INTEGRAL)

Dificultad: V3-A3-III (Poco difícil)



LA BOLERA
(GUADALENTÍN INFERIOR)

Dificultad: V3-A4-III (Bastante difícil)



BARRANCO
TAJO DE RONDA

Dificultad: V4-A2-II (Bastante difícil)



SIMA DEL DIABLO

Dificultad: V2-A2-II (Fácil)



ALMANCHARES

Dificultad: V2-A2-II (Fácil)